Correctamente entendidos y utilizados, los obstáculos y dificultades a menudo pueden resultar una fuente inesperada de energías.
Gesar fue un gran rey guerrero del Tibet, cuyas hazañas constituyen la mayor epopeya de la literatura tibetana. Gesar significa "indomable", una persona a la que nunca se puede abatir. Desde el momento en que nació, su malvado tío Trotung trató de eliminarlo por todos los medios, pero a cada nuevo intento Gesar se volvía más y más fuerte.
Para los tibetanos, Gesar no sólo es un guerrero en el plano de las armas, sino también en el espiritual. Un guerrero espiritual es alguien que ha desarrollado una clase especial de coraje, alguien de por sí inteligente, apacible e intrépido. Naturalmente, los guerreros espirituales también pueden tener miedo, pero aun así son lo bastante valerosos para saborear el sufrimiento, para relacionarse claramente con su miedo fundamental y extraer sin evadirse las lecciones de las dificultades.
Sogyal Rimpoché

20 comentarios:

  1. Muy interesante. Un modelo para tener en cuenta, aunque no todos seamos Gesar.
    He comprobado que las limitaciones pueden llegar a darnos mucho, a abrirnos nuevas puertas que ni habíamos visto, y sobre todas las cosas a descubrir nuevas potencias dentro nuestro. A veces logro ver estas cosas pasado el tiempo, por eso trato de estar cada vez más atenta, y si hay algo que no termino de comprender, confío.
    Un abrazo grande, que tengas lindo lindo fin de semana.

    ResponderEliminar
  2. Siempre oímos decir de tal o cual
    persona que ante las dificultades
    se crece, yo creo que ir superando
    los retos que nos pone la vida
    nos hace más fuertes ante la
    adversidad quizás con el tiempo
    también lleguemos a ser
    guerreros espirituales.

    Un abrazo de luz

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado saber de Gesar, gracias por compartirlo, superar los obstáculos y aprender de ellos, sólo corresponde a los valientes de espíritu. Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Saludos cordiales.

    Lucifer es la escalera para bajar o para subir.

    Atentamente
    Erick Bojorque

    ResponderEliminar
  5. Como dice el refrán, lo que no nos mata nos hace mas fuertes...es verdad, aprender de las dificultades, no hundirnos y confiar en que podemos salir de ellas.

    Un buen recordatorio Sina, a veces, muy a menudo flaqueamos y nos desanimamos.

    Gracias!!.
    Muchos besos, querida amiga

    ResponderEliminar
  6. Se necesita más coraje para enfrentarse a sí mismo, que para hacerlo con el peor demonio.

    El enemigo del amor no es el odio, sino el miedo!

    Un abrazo en el Amor invencible!

    ResponderEliminar
  7. A veces hay que tener más valor para vivir que para morir. Eso es lo que define a un gran guerrero y no siempre precisamente al que utiliza la espada, si no también a otro tipo de guerreros. En la vida hay que saber sufrir más que otra cosa y hay una frase de un famoso político italiano que decía que " En la vida a veces hay que saber luchar no sólo sin miedo si no también sin esperanza."

    www.larosamarilla.wordpress.com

    ResponderEliminar
  8. hermosa entrada, a ver si aprendo de estas bellas historias un poco más.

    Gracias Sina, un cariñoso saludo

    ResponderEliminar
  9. Son pruebas que nos pone la vida, para saber quienes somos en cada momento.
    Ahí andamos, querida Marina ...
    Un abrazo muy amoroso.

    ResponderEliminar
  10. Yo creo que ya lo somos, Marisa.
    Y si, vamos creciendo a medida que las pruebas
    son más fuertes.
    Un abrazo de luz, bella.

    ResponderEliminar
  11. Así es, Alma.
    Crecemos a medida que los obstáculos también crecen.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Me alegra que te haya sido útil, Gema.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Yo mejor elegiría a Jesús, o cualquier Baba.
    Ellos nos ayudan en el camino.
    Gracias Erick, por tu aportación.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Hay que seguir, con confianza y mucha fe, aunque a veces creamos que nos han abandonado, pero solo son pruebas que hay que pasar.
    Me alegra leerte por aquí, querida Tati.
    Un dulce y amoroso abrazo, bella.

    ResponderEliminar
  15. Tu lo has dicho Willy es peor enemigo es el miedo. Nos agarrota y no nos deja seguir. La única manera de contrarrestarlo es con el amor, bien que lo sabes.
    Un abrazo lleno de luz y amor.

    ResponderEliminar
  16. En ocasiones en que todo se desmorona hay que dejar a a nuestro Ser que nos guíe y desapegarnos de todo. El sufrimiento viene de los apegos.
    Un placer que visites mi blog Jorge, te devuelvo la visita.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Haber si aprendemos ... Santoshan, al menos a mi también me hace falta practicar más.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Los retos de la vida son oportunidades para crecer y a traves de ellos aprendemos sacamos las herramientas que ya teniamos en nuestro interior.

    Sabio texto y gracias por traerlo.

    Abrazos del alma amiga Sina.

    ResponderEliminar
  19. Así es Peregrina, solo así podemos saber nuestra fortaleza interior.
    Gracias a ti, bella.
    Un abrazo lleno de luz y amor.

    ResponderEliminar