Mira en tu interior

A todos los lugares donde voy hablo de la verdad interior. No viajo predicando ninguna religión, política o dogma en particular. Hablo de la realidad interior, la realidad esencial de cada uno que he conocido por mí mismo. Siempre digo que antes de intentar conocer cualquier cosa de las que te rodean es de máxima importancia saber qué sucede dentro de ti.
Había un gran santo poeta en Benarés llamado Devi Singh. En los momentos de inspiración, la poesía fluía de él. En uno de sus versos, dice: "Hombre, eres la más afortunada de las criaturas por haber nacido de forma humana, porque dentro de tí habita el mismo Dios. Te puedo asegurar que no nacerás en esta forma una y otra vez. Por lo tanto, sigue un camino que te permita realizar a Dios en tu interior".
En el Gita, Krisha define el cuerpo humano como el campo más noble. "Oh Arjuna, este cuerpo es el campo más noble", dice Krishna. La palabra campo es un término muy significativo. Un campo es un trozo de tierra. La tierra es muy inocente, muy pura, ya que asume cualquier función que el propietario le quiera dar. No importa qué substancias o semillas plantes, crecerán y se multiplicarán. Sólo con sembrar unos cuantos granos de trigo, consigues toda una cosecha. Si siembras maiz, podrás cosechar muchísimo maiz, o cualquier cosa que desees. Lo que plantes, crecerá. La tierra parece no resistirse a lo que le eches; la ley parece decir que aquello que plantes te lo devolverá, la tierra, multiplicado. Si quieres, puedes tener un jardín repleto de flores de todas las variedades para alegrar el corazón de cuantos lo visiten; o bien puedes construir una casa de huéspedes que proporcione viviendas para todos los tuyos. Si quieres puedes construir un templo y la gente vendrá a adorar. Si construyeses un ashram la gente vendría a meditar y cantar. También podrías convertirlo en un cementerio. Si lo deseas incluso podrías usarlo como basurero y los vecinos irían a tirar allí sus desperdicios. Tu campo se convertirá en cualquier cosa que desees.
Esta es la razón por la que Krishna habla de nuestro cuerpo como un campo, porque puedes hacer de él lo que quieras. En este mismo cuerpo podrías convertirte en un yogui o en un santo. Podrías convertirte en un individuo sensual, en este mismo cuerpo podrías quedarte atrapado en actividades puramente mundanas o por el contrario apartarte de esta rutina mecánica de la vida cotidiana y enfocar tu atención en el espacio interior. En este cuerpo puedes transformarte en cualquier cosa que desees. En el puedes conseguir el cielo o preparar tu camino al infierno. Lo que siembres aquí será lo que recojas, por lo tanto, deberías cultivar a Dios en este cuerpo meditando en El, porque cualquier cosa que cultives en él, crecerá.
Swami Muktananda
El despertar interior
Algunas personas trabajan y hacen fortuna.
Otros hacen lo mismo y son pobres.
El matrimonio llena a unos de energía.
A otros los agota.
No confíes en los caminos, cambian.
Los medios se agitan como la cola de un burro.
Añade siempre la cláusula de gratitud
a cualquier sentencia, si Dios quiere,
luego sigue ...
Rumí

La sosegada vocecita

Siéntate en silencio durante unos minutos. En tu mente, es obvio, surgirán pensamientos. Es correcto: la mente fue diseñada para construir y contener pensamientos.
Sin embargo, a medida que cada pensamiento surge de las profundidades de nuestra mente, di: "¿Quién?"
Al principio, esperarás una respuesta.
Finalmente, la respuesta llegará cuando la mente discursiva - la mente del ego que constantemente habla del mundo consigo misma- se calme lo suficiente para escuchar el sonido de la Sosegada Vocecita. La respuesta será Aquél que lo está preguntando. Será Dios buscando a Dios.
Jason Shulman
No veo las cosas con mis ojos externos, ni las escucho con mis oídos externos. Más bien las veo en mi alma con los ojos del cuerpo bien abiertos, por lo que nunca soy superada por mi conciencia de éxtasis, sino que veo las cosas cuando estoy despierta durante el día y durante la noche. La de la luz viva ... No puedo decir cómo ni cuánto la veo. Pero mientras la veo, toda la tristeza y todo el miedo desaparecen, porque me siento como una joven y no como una anciana.
Hildegard of Bingen (1098-1179) , en Wighart Strehlow y Gottfried Hertzaka, MD, Hildegard of Bingen's Medicine
Cuanto más a menudo escuche usted a su percepción selectiva, más fácil le resultará cambiar sus estados de ánimo negativos, ver más allá de ellos e incluso reírse de ellos como de los dramas absurdos e ilusiones ridículas que en realidad son.
Poco a poco será capaz de liberarse cada vez más deprisa de las emociones oscuras que han gobernado su vida, y esta capacidad es el milagro más grande de todos.
Tertön Sogyal, místico tibetano, decía que en el fondo no le impresionaba que alguien pudiera convertir el suelo en techo o el fuego en agua; lo que sería un auténtico milagro, decía, era que alguien pudiera liberar siquiera una emoción negativa.
Sogyal Rimpoché